La película narra la historia de un agente de policía en un pueblecito, en el que encuentran el cadáver de una striper tirado en el río. La Investigación da vueltas al entorno de un hombre que está con la ex mujer del policía, que la perdió por su mal carácter.

La pelicula es muy corta, podríamos calificarla como un medio metraje, pero los elementos que salen en la historia, las historias paralelas que se cuentan, y aún mejor, se intuyen, el carácter de cada uno de los personajes, las preciosas imágenes acompañada de una brutal banda sonora contenida a veces y desgarradora otras, nos hace cómplices de forma inmediata de esta obra maestra, en la que quiere contar un suceso envuelto de pequeñas historias que hacen de ella una película simple, sencilla y nada preciosa.

La adoré el primer minuto con las imágenes que muestran al protagonista.

Muestra algo de la vida cotidiana de los menonitas muy calmados, conservadores y fervientes segidores de las normas cristianas, antagónico con el ímpetu y nervio del protagonista, muy contrario a estas normas aunque haya sido educado en ellas.

Ya he dicho que no es nada pretenciosa, es simple, enseguida sabes de qué va, y casi casi, lo que va a suceder, pero es altamente recomendable por su belleza, por su falta de elementos que la hagan cargante, contando una historia de amor, una triste historia de la desilusión que siente un padre hacia su hijo y de un asesinato, todo concentrado en el mismo personaje protagonista.

El ritmo de la película es pausado pero sin pausa, de belleza visual y sonora como pocas, y con historias llenas de pasión en sus diferentes vertientes.

Es un regalo para disfrutarla en poco más de una hora.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.